El mejor remedio casero para el pelo seco y dañado

El mejor remedio casero para el pelo seco y dañado

Ahora que llega el sol y el calor, debemos tener nuestra melena preparada para dar la bienvenida al verano. Si quieres olvidarte de las sustancias químicas agresivas y mimar tu cabello como se merece, este es el mejor remedio casero para el pelo seco y dañado. Es muy fácil de preparar, a base de aloe vera y arroz.

Dos ingredientes orgánicos que son estupendos para devolverle a la melena su brillo y suavidad. El arroz es rico en inositol, que aporta elasticidad y favorece la renovación celular, al tiempo que estimula la circulación sanguínea en el cuero cabelludo.

En cuanto al aloe vera, es uno de los ingredientes más utilizados en el ámbito de la cosmética para el cuidado tanto de la piel como del cabello. Tiene propiedades nutritivas e hidratantes, así que ayuda a combatir el aspecto reseco y las puntas abiertas.

Cómo preparar el remedio casero para el pelo seco y dañado paso a paso

Los ingredientes para preparar esta mascarilla son muy sencillos de conseguir: 1/2 taza de arroz, 1 taza de agua, 1 cucharada de azúcar, 2 cucharadas de maicena y 3 vainas de aloe vera. Todos ellos se pueden comprar en el supermercado, a excepción del aloe vera, a la venta en herboristerías y tiendas especializadas.

Cómo preparar el remedio casero para el pelo seco y dañado paso a paso

Lo primero es poner a hervir dos tazas de agua. Cuando llegue a su punto de ebullición, añade el arroz y déjalo cocinar durante 20 minutos a fuego medio. Cuando esté listo, viértelo en un bol y deja que se enfríe. Luego, cocina la maicena en una taza de agua 5 minutos a fuego medio, sin dejar de mover, hasta que tenga una textura espesa.

El siguiente paso es verter el arroz y la maicena en una licuadora. Añade el azúcar y las vainas de aloe vera cortadas  en trozos, hasta tener una pasta lista, homogénea y sin grumos.

¿Cómo aplicar la mascarilla?

¡Llega el momento de la verdad! Aplica la mascarilla de arroz y aloe vera sobre el pelo seco, de raíz a puntas. Haz un suave masaje con movimientos circulares en el cuero cabelludo para que penetre bien. Colócate un gorro de ducha y deja que actúe durante toda la noche. A la mañana siguiente, lávate el pelo como lo haces normalmente, ¡y listo!

Puedes seguir el proceso una vez por semana. Notarás la melena muchísimo más suave, brillante y flexible.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *