5 errores que todo el mundo comete cuando quiere perder peso

5 errores que todo el mundo comete cuando quiere perder peso

Si quieres perder peso, lo primero que debes saber es que no existe ninguna fórmula mágica. Adelgazar requiere de esfuerzo, constancia y dedicación, y la clave del éxito está en combinar una buena alimentación con la práctica de ejercicio físico. Hay varios errores que debes evitar para cuidar tu salud y conseguir la mejor versión de ti misma.

¿Quieres perder peso? No cometas estos errores

Hacer dieta

Sí, puede parecer que no tiene demasiado sentido recomendarte que no hagas dieta si quieres adelgazar, pero es lo más efectivo. Las dietas son por lo general planes de alimentación muy restrictivos, que ponen al organismo en alerta.

Los nutricionistas explican que cuando estás a régimen el metabolismo se vuelve más lento para así mantener los niveles de energía, lo que provoca un aumento de los niveles de cortisol. La dieta es algo temporal, así que cuando terminas con ella y vuelves a comer como antes, recuperarás los kilos perdidos, e incluso alguno más.

A todo ello hay que sumar que en la gran mayoría de casos con la dieta no pierdes grasa, sino masa muscular.

Comer sólo alimentos ricos en proteínas

Los nutricionistas insisten en la importancia de llevar una alimentación saludable y equilibrada no sólo para adelgazar, sino para cuidar la salud. Por lo tanto, creer que comiendo sólo alimentos ricos en proteínas es un gran error.

La proteína es muy importante, pero también lo son los hidratos de carbono y las grasas. Los hidratos en su versión natural aportan sensación de saciedad y regulan los niveles de azúcar en sangre, de forma que resultan de gran ayuda para evitar picar entre horas.

En cuanto a las grasas, no todas son malas. Algunas como las del aceite de oliva o las del salmón tienen un efecto muy positivo en el organismo.

Perder peso

Considerar que los dulces son «premios»

A todas nos han hecho creer que los dulces y otros alimentos nada saludables son una especie de «premio» que nos da felicidad. Son alimentos muy ricos en grasas y azúcares refinados, que en muchos casos tomamos cuando estamos estresadas.

Esto es algo que debes trabajar si realmente quieres perder peso. Aunque puedes tomarte una onza de chocolate o un par de gominolas de vez en cuando, no debes hacerlo como vía de escape cada vez que te encuentres mal.

No diferenciar el hambre emocional del real

Uno de los principales problemas que se presentan a la hora de adelgazar es que a veces somos incapaces de diferenciar el hambre emocional del real. Es importante hacerlo porque todo lo que comes cuando no tienes hambre se convierte en grasa por una razón muy sencilla: tu cuerpo no necesita esa energía.

Saltarte comidas

Hay que hacer cinco comidas diarias: desayuno, almuerzo, comida, merienda y cena. Saltarse cualquiera de ellas es un gran error que debes evitar a toda costa. De lo contrario, llegarás a la siguiente comida con mucha hambre y comerás más de la cuenta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *